"Sarhua; Bastión de la resistencia cultural andina"

14 nov. 2006

Homenaje a las mujeres de las carcel de Chorrillos en Lima

Por culpa de un nombre, idéntico al suyo, como sus dos apellidos, la autora es condenada a ocho años de prisión en la cárcel de Chorrillos, Lima, según aterriza en Perú como turista. Del aeropuerto sale ya esposada: la acusan de narcotráfico. La orden viene de la Interpol y, sin más, un juez dictamina ingreso inmediato en prisión; está condenada a ocho años de cárcel. Así arranca Condenadas al silencio, una historia verdadera, un disparate que descubre las penas de una cárcel de un país pobre y las experiencias de las mujeres que allí viven. Narrado en primera persona, Condenadas al silencio es un homenaje a la historia de las setenta mujeres que compartían celda con ella, un espacio de cinco por cinco metros cuadrados donde las presas dormían, comían y vivían.
La autora Lula Gomez, cuenta su vivencia y la historias de sus compañeras desde la cercanía que da, una vez dentro, ser igual que ellas y, como ellas, no saber cuándo podrán salir de aquel infierno. El libro acaba con la liberación de la periodista trece días más tarde y pretende ser un alegato a favor de esas mujeres condenadas por ser pobres. La autora repite que ella pudo salir de la cárcel por ser rica, por haber nacido al otro lado del planeta, tener una familia y alguien que la reclamase: ella no estaba condenada al silencio.